Mayra Mendoza y Jorge Ferraresi decidieron la conformación de un comité operativo de emergencia y un aislamiento estricto del barrio Villa Azul

La intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza, y su par de Avellaneda, Jorge Ferraresi, en articulación con la Provincia, determinaron llevar a cabo un aislamiento sanitario estricto en el barrio Villa Azul, que ambos municipios comparten, con el objetivo de limitar la circulación de las personas. Esto se debe a que, luego de tres jornadas de operativos del programa DETeCTAr (Dispositivo Estratégico de Testeo para Coronavirus en Terreno de Argentina), en el que se realiza la búsqueda de posibles casos de COVID-19, ya se han detectado más de 50 casos positivos de coronavirus y quedan 50 en estudio.

Debido a esta situación, las Comunas de Quilmes y de Avellaneda en conjunto con el Gobierno Nacional y el Provincial, decidieron conformar un Comité Operativo de Emergencia y continuar con los operativos DETeCTAr durante el resto de la semana. Así, se contará con el apoyo de Unidades Sanitarias Móviles que serán provistas por Nación y el comité tendrá la participación de las áreas de Desarrollo Social, Salud y Seguridad de ambos municipios y de la Provincia, con la meta de abordar de manera contundente el brote de coronavirus que hay en el barrio.

Durante la jornada de ayer, Mayra Mendoza y Jorge Ferraresi supervisaron en el barrio Villa Azul, un nuevo operativo en el marco del programa DETeCTAr, junto con el ministro de Desarrollo de la Comunidad provincial, Andrés Larroque; el viceministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak; la diputada nacional Magdalena Sierra, y el senador provincial Emmanuel González Santalla.

En esta ocasión, se completó la totalidad del citado barrio de emergencia, hallándose durante la jornada de ayer 50 casos sospechosos de COVID 19, de los que mañana se sabrá el resultado. De esta manera, en total se relevaron 813 viviendas y 3.128 personas, donde hubo 125 hisopados de los cuales, 53 fueron positivos, quedando los 50 de ayer en estudio.

“Esta acción se enmarca en la iniciativa municipal Cuidarnos en combinación con el plan Detectar, articulado con Nación y con Provincia. Estos programas nos permiten identificar vecinos que tengan síntomas compatibles con el virus para evitar la propagación del contagio y conversar sobre la importancia de continuar con la cuarentena y utilizar los elementos de protección necesarios”, señaló Mayra Mendoza, que estuvo acompañada por el secretario de Salud local, doctor Jonatan Konfino.

En línea con los anuncios del presidente de la Nación, Alberto Fernández y del gobernador de la Provincia, Axel Kicillof, se continúa trabajando  en la búsqueda de probables casos de coronavirus en los barrios populares, realizando con  los Promotores Comunitarios un relevamiento casa por casa, fortaleciendo la presencia del Estado en los barrios más vulnerables, con el objetivo de prevenir los contagios y la propagación del virus.

En la tarea puerta a puerta se salió a identificar activamente casos sospechosos de coronavirus y a su vez, a notificarles a las personas que dieron positivas dicha condición y además, se les dio aviso de su traslado a hospitales de la zona y al Centro de Aislamiento Sanitario de la Universidad Nacional de Quilmes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *