«La mamá sale gritando y el padre con el arma en la mano», dijo la socióloga testigo del ataque

La socióloga que trabaja como orientadora vocacional en una escuela de Quilmes y que el lunes, cuando concurrió a la casa de un alumno que no asistía a las clases virtuales, fue testigo del intento de femicidio de la madre del niño por parte del padre, relató el momento en el que el hombre apuñaló a la víctima y dijo que el hecho se produjo en un contexto en el que la violencia está «naturalizada».

«Yo iba a buscar al estudiante y a tomar registro del contexto socioambiental en el que estaba haciendo la tarea», contó Flavia Angelino, quien trabaja en la Escuela 9 de Quilmes, en diálogo con el canal TN.

«Cuando llego al domicilio no hizo falta siguiera que golpeara con las manos porque en ese momento sale la mamá gritando y el padre con el arma y le hundió el cuchillo en el pecho», detalló sobre el momento del intento de femicidio.

La socióloga dijo que, en ese instante, junto con unos vecinos, alertó a la policía que patrullaba la zona, que asistió a la mujer y apresó al agresor, madre y padre de dos niños, uno de ellos alumno de cuarto grado de la escuela en la que ella trabaja.

«Son dos hermanos. El que llegué a buscar está en cuarto grado, estaba adentro. Esta es una situación que está naturalizada, donde no es extraño el golpe, no es extraña la agresión, de hecho, el grito (de la mujer) se escuchaba desde la esquina y no había nadie, salvo los vecinos en el momento en que se manifiesta en la puerta», relató.

Y agregó: «De hecho, la mamá tenía la cara desfigurada, son cosas que no ocurren en un momento determinado, sino que son de largo tiempo» .

Sobre el alumno y su hermano, Angelino dijo que quedaron al cuidado de la familia, que lo importante ahora es darles contención desde las distintas instituciones y que el tema ya está judicializado.

Consultada sobre las circunstancias por las cuales fue hasta ese domicilio, la orientadora vocacional contó que, ante «algunos emergentes del año pasado» se decidió con el equipo directivo del colegio ir a ver el contexto, el espacio socioambiental en cual el estudiante no se estaba haciendo presente en las clases virtuales.

«Su comunicación era muy escasa, también con los dispositivos. Es una historia puertas adentro, quizá conocida por los vecinos pero que no salía. Él hablaba como cualquier pequeño pero no contaba esta situación que esta naturalizada. Lógicamente el día lunes estaba muerto de miedo», relató la socióloga, quien aclaró que tanto el alumno como su hermano no tenían lesiones.

El episodio ocurrió el lunes alrededor de las 10 en una casa de la calle Garibaldi al 1100, de Quilmes, donde fue herida la mujer, de 39 años y de nacionalidad paraguaya por su marido, de 40, quien fue detenido cuando intentaba escapar del lugar.

La víctima fue trasladada Hospital Zonal General de Agudos “Dr. Isidoro Iriarte” para recibir la atención médica correspondiente debido a que, como consecuencia del ataque, estaba herida de arma blanca a la altura del tórax y tenía varias lesiones en el rostro.

Los efectivos del Grupo Táctico Operativo (GTO) de dicha jurisdicción, realizaron un allanamiento de urgencia en la vivienda donde ocurrió el hecho y lograron el secuestro del arma blanca utilizada, que se encontraba en la mesa de la cocina con manchas de sangre, detallaron las fuentes.

En la causa interviene la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 4 del Departamento Judicial de Quilmes, a cargo de Karina Gallo, quien avaló lo actuado y dispuso la aprehensión del imputado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *